Jeremías 16:21 ♥ Examinando las escrituras diariamente 2014

Hoy viernes 01 de agosto de 2014 el texto diario es: Jeremías 16:21 que dice: "Tendrán que saber que mi nombre es Jehová" ♥ Nunca dejemos de estar examinando las escrituras diariamente.


¿Recuerdas el texto de ayer? Puedes verlo aquí

El texto completo de Jeremías 16:21 menciona:

“Por lo tanto, ¡miren!, voy a hacerles saber; en esta sola vez les haré conocer mi mano y mi poderío, y tendrán que saber que mi nombre es Jehová.”

Una aplicación práctica de Jeremías 16:21 puede ser:

Utilicemos el nombre divino
Utilicemos el nombre divino

Este es un pequeño comentario del texto de hoy:


Una de las cosas más importantes que podemos conocer quienes adoramos al Dios verdadero es saber cual es el nombre de nuestro Dios. Resulta prácticamente imposible poder tener una relación de amistad con alguien sin siquiera conocer su nombre. Por eso, tener esta verdad fundamental en nuestra mente y corazón es un gran tesoro, pues nos permite tener una amistad estrecha con el Dios Todopoderoso.

Como en el comentario del texto de hoy, se menciona como los verdaderos siervos de Dios han alabado y glorificado el nombre de Dios. Primero, cuando adoptamos el nombre de Testigos de Jehová y segundo: La versión de la Biblia: Traducción del nuevo mundo de las santas escrituras. Esta versión de la Biblia fue fundamental para restablecer el nombre de Dios y que se diera a conocer al mundo.

Como el texto de hoy, nosotros somos una demostración evidente del cumplimiento de esta profecía, y que felices nos sentimos de ser cada uno de nosotros parte de ella. Así que con ese gozo de conocer el nombre de Jehová nos dirigimos a todas las personas para enseñarles las buenas nuevas del Reino de Dios y que tenga el inmenso privilegio de tener una relación íntima con el único Dios verdadero... Jehová.



Puedes ver el comentario oficial en la página oficial jw.org aquí

¿Haz meditado tú en el texto de hoy? Anima a otros y comparte a todos tus comentarios.  Recuerda... Nuestros comentarios deben ser con el fin de edificar.

UN POEMA PARA NUESTRO DIOS