Números 9,10,11,12 - Puntos sobresalientes

Con respecto a los puntos sobresalientes del libro de Números de los capítulos 9, 10, 11 y 12. Aquí coloco algunas meditaciones de mi corazón de la palabra de Dios, la Biblia, desde luego todo gracias a Jehová y su capacitación.


Aquí puedes encontrar los puntos 8, 9, 10 y 11 del libro de Números.

Números 9:8: Moisés mostró su humildad al no tomarse decisiones por si mismo, sino que mas bien buscó a Jehová para hallar la decisión correcta. Nosotros podemos buscar la guía de Jehová mediante los ancianos o también mediante la Biblia o las publicaciones cristianas.
Aplicación: Antes de tomar decisiones consultemos a Jehová.

Números 10:4: Jehová es un Dios de orden y siempre Jehová a designado cabezas o por decirlo así, personas con una responsabilidad. Por ejemplo, habían reuniones donde solo asistían las cabezas del pueblo de Israel. ¿Debería sentirse mal de algún modo quienes no llevaban la delantera? Por supuesto que no pues este orden es establecido por el mismo Jehová.
Aplicación: Jehová a asignado ancianos y siervos ministeriales y debemos respetarlos.

Números 11:21: A veces podemos llegar a dudar de Jehová, pues nuestra mente es muy limitada o puede que nuestra fe este debilitada. Sin embargo el relato muestra como Jehová cumplió con lo que le dijo Moisés. ¿Qué cumplió? El hecho de darles alimento al pueblo, específicamente, carne.
Aplicación: Jehová siempre cumple, nunca dudemos de él.


Cuando tengamos dudas, oremos a Jehová para que nos ayude a tener fe


Números 12:2: Los seres humanos tenemos una tendencia muy arraigada, y esta es... hablar mal de los demás,  o quizás también tener dichos no apropiados de un cristiano. Algo que nos ayudará a controlarnos el recordar que Jehová siempre estará escuchando.
Aplicación: Controlemos nuestra lengua con la ayuda de Jehová.

Requiere esfuerzo meditar, pero vale la pena encontrar nuestras propias joyas bíblicas... si desean pueden compartirla mediante sus comentarios con las meditaciones de su corazón.

UN POEMA PARA NUESTRO DIOS