Adopción. Cómo se veía y practicaba la adopción en tiempos de las Escrituras Hebreas

En la Escuela de Ministerio Teocrático se nos anima a aprender a ser buenos estudiantes y buenos maestros. Aquí dejo un pequeño bosquejo o guía de la Asignación No. 3 bajo el título: Adopción. Cómo se veía y practicaba la adopción en tiempos de las Escrituras Hebreas , desde luego todo gracias a Jehová y su capacitación.


Lectura obligatoria►►►►►► : Información de donde se debe basar el discurso.

TITULO: Adopción. Cómo se veía y practicaba la adopción en tiempos de las Escrituras Hebreas

INTRODUCCIÓN

La adopción es la acción de tomar a una persona como hijo propio, aunque esta no haya sido naturalmente su hijo. Pero ¿Cómo se veía esta práctica en los tiempos de las escrituras hebreas?


CUERPO

En la época de Abrahan se consideraba la adopción como algo normal, pues Abrahan consideraba que su esclavo Eliezer prácticamente como hijo y heredero. (Gen 15:2-4).

(Génesis 15:2-4) A lo que dijo Abrán: “Señor Soberano Jehová, ¿qué me darás, cuando voy quedándome sin hijo y el que poseerá mi casa es un hombre de Damasco, Eliezer?”. 3 Y Abrán añadió: “¡Mira! No me has dado descendencia, y, ¡mira!, un hijo de mi casa me sucede como heredero”. 4 Pero, ¡mire!, la palabra de Jehová a él fue en estas palabras: “Este hombre no te sucederá como heredero; más bien, uno que saldrá de tus propias entrañas te sucederá como heredero”.

Por ejemplo, debido a la infertilidad de Raquel, consideraba que los hijos que le diera su esclava serían sus hijos adoptivos. (Gen 30:3). Esta manera de pensar lo confirma cuando Jehová le dio su primer hijo de manera natural, pues ella dijo que era como "otro hijo". (Gen 30:24)

(Génesis 30:24) De modo que lo llamó por nombre José, diciendo: “Jehová me añade otro hijo”.


Otro ejemplo fue Moisés quien fue adoptado por la hija de faraón. En Egipto tanto las mujeres como los hombres tenían los mismos derechos, así que en ambos casos podían ejercer su derecho de adopción.


Quizás la continuidad del nombre paterno hacía que hubiera un cierto número de adopciones. Sin embargo, es posible que el pueblo de Israel no lo hubiera debido a la Ley del Levirato, la cual consistía en que la mujer que quedara viuda que no haya tenido hijos, debía casarse con el hermano del fallecido. (Dt 25:5, 6.)
Para más información de la ley del levirato o matrimonio de cuñado aquí.

(Deuteronomio 25:5, 6) ”En caso de que unos hermanos moren juntos y uno de ellos haya muerto sin tener hijo, la esposa del muerto no debe llegar a ser de un hombre extraño afuera. Su cuñado debe ir a ella, y tiene que tomarla por esposa y realizar con ella el matrimonio de cuñado. 6 Y tiene que suceder que el primogénito que ella dé a luz debe suceder al nombre de su hermano muerto, para que el nombre de este no sea borrado de Israel.

CONCLUSIÓN

En los tiempos de las Escrituras Hebreas la adopción en un principio se realizó, pero con la ley del levirato se mantuvo bajo control, pues esta ley eliminaba una de las razones principales por la cual se realizaba la adopción: Mantener la continuidad del nombre paterno.

Una aplicación: Jehová ha llegado a adoptarnos como sus hijos. Y así como en tiempos antiguos se demostró el aprecio por aquellos que no tenían padres, adoptándolos... Jehová nos ha adoptado, pues nos ha sacado del mundo y ahora podemos tenerlo como nuestro padre leal si nosotros mostramos lealtad a sus normas.


  ______ _____ _   _ 
 |  ____|_   _| \ | |
 | |__    | | |  \| |
 |  __|   | | | . ` |
 | |     _| |_| |\  |
 |_|    |_____|_| \_|
                     
                     

NOTA:  Este bosquejo es tan solo una idea de lo que se podría decir en el discurso. De ninguna manera se deben de leer todos los textos. El discursante decide que textos leer y aplicar en la congregación. No olvidemos que para hacer buenos discursos un punto fundamental es la preparación. Jehová espera que nos preparemos del mejor modo posible. Por favor leer todo el contenido del cual se basa el discurso. El link se encuentra arriba.

No duden en dejar sus comentarios... ♪♪☺☺♪♪

UN POEMA PARA NUESTRO DIOS