Jeremías 17:9 nos recuerda: Ajustemos nuestra conciencia según el entendimiento de Jehová


Examinando las escrituras diariamente aumentará nuestro amor por Jehová.. Hoy lunes 07 de diciembre de 2015 el texto diario es: Jeremías 17:9 que dice:"El corazón es más traicionero que cualquier otra cosa" ¡Gracias Jehová por tu amor y capacitación!


Aquí podrás ver el archivo completo de haber meditado con el corazón .

El texto completo de Jeremías 17:9 menciona:

”El corazón es más traicionero que cualquier otra cosa, y es desesperado. ¿Quién puede conocerlo?

Una frase para recordar puede ser:


Consejo para hoy martes: Mostremos interés en los demás.
Ajustemos nuestra conciencia según el entendimiento de Jehová

Este es un pequeño comentario del texto de hoy:

¿Que hay si estuviéramos de afán y quisiéramos ver la hora? Seguramente, si fuera un reloj que sabemos que se atrasa o se adelanta, no confiaríamos en él. En el mundo hay conciencias como relojes desincronizados. Lo suficiente, como para pensar que lo bueno esta malo y lo malo es bueno. En el caso de los siervos de Jehová nos esforzamos por sincronizarlo con el entendimiento de Jehová. Así estaremos tranquilos, pues en un momento de urgencia, actuaremos como Jehová quiere.

¿Qué me enseña esto de Jehová?

Jehová es flexible, razonable. Una cosa es estar sincronizados con el pensar de Jehová y otra muy distinta pensar que estamos amarrados a un mundo de normas. No, Jehová nos creó con el libre albedrío, y la capacidad de tomar decisiones, que aunque pueden llegar a ser diferentes, pueden ser buenas a los ojos de Jehová. Es como comer arroz o pasta. Son cosas distintas, pero no son malas. Esto demuestra que Jehová es flexible para con nosotros y nos permite también disfrutar de la capacidad de tomar nuestra propia iniciativa y decisiones.


Puedes ver el comentario oficial en la página oficial jw.org aquí

¿Haz meditado tú en el texto de hoy? Anima a otros y comparte a todos tus comentarios.  Recuerda... Nuestros comentarios deben ser con el fin de edificar.

UN POEMA PARA NUESTRO DIOS